Todos Podemos Ahorrar

Esta es la historia de Doña Rosa, una mujer que siempre creyó que no podía ahorrar. Que, para hacerlo, se necesitaba tener un ingreso fijo; que pensaba que sólo quienes ganan mucho dinero, lo lograban hacer y decía, que sólo ellos podían comprarles regalos a sus nietos. Pero una tarde, su vida cambió.

 

Un producto revolucionario le enseñó una nueva forma de ahorrar su dinero, ya que, en cada compra, en cada ida a la tienda, tras comprar los huevos o los tomates de la cena, Doña Rosa estaba convirtiendo las monedas que le sobraban en un ahorro para la bicicleta de su nieto.

Con nuestra alcancía electrónica, evite la tentación de gastar y ahorre esos pequeños montos, esas monedas que se transforman en emprendimientos, en sueños, en la cuota para la universidad, en las vacaciones que tanto había querido o incluso en la cuota inicial de una moto.

Sea parte de este proyecto y consiga lo que desea, acérquese al corresponsal bancario más cercano de su barrio, pregúntele por Alcancía Amiga y vea como sus monedas se transforman en sueños.

 

Más información ...

cerrar

Usted se encuentra en www.bancocajasocial.info y le informamos que por ser un sitio web informativo, en ningún momento se le solicitarán datos financieros, claves bancarias, números de cuenta, contraseñas o similares.